Bienvenido a mi Blog

Estos son mis principios, si no le gustan tengo otros. (Groucho Marx)

martes, 30 de agosto de 2011

Tenía que pasar.


A casi todo el mundo empezaron cayéndoles bien, protestaban por la oscuridad de su futuro, exigían lógica ante el desmadre económico, la desastrosa gestión de todo y la carencia de vías de escape, empezaron bien, eran gente educada, pacífica y armadas de razón hasta las patas. Sin ir de bohemios, hasta ofrecían abrazos gratuitos, no nos caían mal, les entendíamos y hasta nos sentó mal el apelativo de perroflautas que desde algún sector social acomodado injustamente se les adjudicó. Pero, tenía que pasar y pasó.
Todo se torció, llegaron los auténticos perroflautas,  los okupas, los de la trenza mugrienta y camiseta rota de tirantes, tíos con cresta teñida y botas llenas de mierda, crías con medias negras de malla adrede destrozadas, con cadenas colgando de no se dónde, pulseras de pinchos y brazaletes de cuero que a decir verdad, no nos los imaginamos ni de coña currando ocho horas en el andamio o en un supermercado cualquiera.
Tenía que pasar y pasó, llegaron los problemas, la provocación, los escupitajos a la cara del policía de turno al que incluso llegaron a orinar las botas, el arrancamiento de la gorra al Guardia Civil que impasible y más solo que la una prestaba servicio a las puertas del Ministerio del Interior. Ahí, ante gran parte de la sociedad perdieron la razón, la empatía, la comprensión y el apoyo social, se intuía entre la masa mucho interesado, mucho sórdido, mucho miserable, mucho hijo de vagina muy sociable, mucho desecho humano que solo buscaba el enfrentamiento, la revuelta y en cuanto pudiera el llevarse para casa una tele por la cara.
Tenía que pasar y pasó, tanta bravata y prolongado desafío hizo que a algún policía se le fuera la olla hasta el infinito y más allá y ahora se vea trincado por el desquite, la venganza y el resarcimiento de quienes allí le mandaron, ahora son el pago de imagen, ya tienen fácil objetivo para el castigo ejemplar y así los de siempre y como siempre, puedan escurrir el bulto de su responsabilidad.
Estaba claro, al final pagaron justos por pecadores, tenía que pasar... y pasó.
Pin.

7 comentarios:

  1. Sensacional. Muy buen artículo.

    ResponderEliminar
  2. Me encanta tu visión de las cosas y conociéndote como te conozco entiendo muchísimo mejor cada escrito tuyo.
    Es un placer leerte de verdad, y me gustaría opinar a raiz de la movida de los okupas y demás especímenes, pero estoy cansada de que siempre ganen los mismos, unos arrastrando sus miserias desde el púlpito de la libertad dexpresión-acción, otros las arrastran detrás de sus corbatas y sonrisas de hiena., porque ni a los unos ni a los otros le importa un carajo que ennuna casa, por ejemolo vivan 4 parados y en dos mese los echen a la calle, eso si...al de fuera todo, que no se diga que no somos humanitarios...¿sigo? mejor no ¿para qué?. Me cansé de luchar por la lealtad, la honestidad y demás valores, que desgracidamente se fueron tras el tsunami... de la deshumanización humana...
    Caray que vacía veo la botella ¿no?debe ser que me hago mayor o quizás no he dejado de ser una idealista, eso si, lavadita y arregladita, aunque los rogres me llamen derechona.
    Lo dicho Pin...un placer leerte.
    Y hoy te mando un beso y todo...jatetú.
    NOTA DEL AUTOR...No soy anónima aunque salga como tal...me llamo Cristina, asi, de ir por casa.

    ResponderEliminar
  3. Muy bueno. La verdad es que es un placer leerte, escribes cosas que seguramente la mayoría pensamos pero no tenemos esa forma de expresarnos que tu tienes y que nos encanta de ti de tu forma de escribir. Sigue escribiendo para que los que pensamos como tú o incluso de forma diferente tengamos el placer de seguir leyendote. Muchos besos

    ResponderEliminar
  4. Me sumo a los comentarios de Beni y Cristina....hay que estar en la piel del que dió el manotazo, saber lo que ya llevaba aguantado, las horas de tensión acumuladas, ...es fácil quedarse con la imagen y no ver más allá...

    ResponderEliminar
  5. Ciertamente, tenia que pasar. Fantastico Pin.
    Joshua.

    ResponderEliminar
  6. Evidentemente Miguel,y como bien dices, no se puede hacer responsable de lo que "soltamos" aquí...la verdad es que en pocos sitios puedo expresar realmente lo que pienso.
    Y que a gustito nos quedamos verdad?

    Yo ya lo dije; se están subiendo a la chepa,en todos los aspectos y variedades; pero lo malo de no hacer absolutamente nada, seria ya no la chepa, si no que se mearían en la oreja.

    En cuanto a las pateras y sus ocupantes(y por favor no se me escandalicen al leer lo siguiente)...yo les daba agua, comida ,barca nueva, media vuelta y "pa" su tierra !!!!

    Pasó, y seguirá pasando porque lo estamos permitiendo, pero a la hora de quejarnos, dar la cara y plantarnos, nadie asoma la naricilla

    Pero no-pa-sa-na-daaaa Vengan Señores!!! Vengan!!!! esto es España,el país que todo está permitido.

    Creéis que llegará ese día que España será un país "hasta" respetable?
    Mejor no pienso que luego no duermo. :)

    ResponderEliminar
  7. Me alegra enormemente que "PIN" saque a la palestra este asunto. Lo que algunos llegaron a llamar "Spanish Revolution" ha demostrado lo que realmente es. Todas las heces de esta sociedad actual se han agrupado tras el "nik" de "Indignado" y campan a sus anchas ante la permisividad de los gobiernos de turno. Nuestras fuerzas de seguridad, a las que también les bajaron el sueldo las izquierdas que nos gobiernan, poco pueden hacer más que poner la otra mejilla ante la pasisidad de máximos sus responsables policiales y del gobierno. No puedo dejar de pensar que es la propia "Rata" Rubalcaba quien está detrás de todo este avispero. Su objetivo no es otro más que tener el agua bien caliente para que cuando gobierne el "blandito" Rajoy sólo quede darle un punto más de calor al caldero para que hierva. El tiempo dará y quitará razones pero las movilizaciones de las izquierdas van a hacer que la próxima legislatura, caso de gobernar la derecha por muy blanda que sea, sea muy caliente en nuestras calles. Saludos cordiales..

    ResponderEliminar

Gracias por dejar tu comentario.